Manchester City 1-2 Liverpool: Salah y Firmino dejan fuera de la Champions a Guardiola.

post

El elenco red tuvo que sufrir en el primer tiempo ante los “Citizens”, pero Salah encontró el empate en la segunda parte que terminó de sellar Firmino.

El Liverpool se clasificó para la Semifinal de la Champions League tras ganarle por 1-2 como visitante al Manchester City y así liquidar la serie de cuartos a su favor tras la gran victoria por 3-0 en Anfield.

Aunque le tocó sufrir a los de Jürgen Klopp en el primer tiempo: en una de las primeras de riesgo para el City, Gabriel Jesús marcó para darle esperanzas a sus fanáticos. El resto de los primeros 45 minutos fueron todos celestes, pero no pudieron encontrar el gol que los ponía a un paso de la remontada.

 Lo peor ya había pasado para el Liverpool, que salió de vestuarios con las energías renovadas. Ya con las líneas más adelantadas, los de rojo terminarían encontrando el gol vital para su clasificación desde los pies de Mohamed Salah, tras un rebote largo de Ederson. Firmino volvía a golpear en la portería de Ederson tras una mala salida de Otamendi.

Así, el Liverpool logró aguantar la embestida celeste en el Etihad Stadium y pasa a la ronda de los cuatro mejores de la máxima competencia europea. Mientras tanto, las grandes expectativas del equipo de Pep Guardiola se evaporaron en los Cuartos de Final.

Manchester City 1-4 Liverpool: Firmino y Coutinho toman el Etihad.

post

La velocidad de los delanteros brasileños a la contra aniquiló a unos citizens muy pobres que ceden el liderato de la Premier League.

El Liverpool ha dado un golpe en la mesa y confirma los brotes verdes que se aprecian en el equipo desde el cambio de entrenador ganando en casa de un Manchester City deprimido y sobrepasado que cedió el liderato.

Los de Jugen Klopp salieron con las ideas muy claras y con una presión alta consiguieron anular la sala de máquinas del City en la que sólo Yaya Toure intentaba llevar el peso del partido. Los robos altos propiciaban que el Liverpool pudiera salir a la contra con comodidad para crear peligro gracias a la velocidad de Firmino y Coutinho.

La conexión  brasileña no tardó demasiado en dare frutos y un pase de la muerte de Coutinho lo envió a las mallas Mangala en una acción tremendamente desafortunada. El gol incrementó las dudas y el cortocircuito del City, mientras que el equipo de Klopp comprobaba que su planteamiento inicial funcionaba.

El City manejaba una posesión estéril y el que volvió a golpear fue el Liverpool con una nueva aparición de Coutinho para que Firmino rematara la faena. Sin tiempo para encajar el segundo, Emre Can dejaba un taconazo para el recuerdo, Coutinho lo recogía y el brasileño volvía a aparecer para remachar el balón a la jaula.

Cuando peor estaba el City, un chispazo individual de Agüero acaba con auténtico golazo del argentino que daba esperanzas a su equipo. Pellegrini quiso aprovechar el efecto positivo del tanto para cambiar la imagen del equipo dando entrada a Delph y Fernandinho pero su equipo seguía sin encontrar el camino y sólo generaba peligro con balones colgados.

El Liverpool se defendía con comodidad y era sólo cuestión de tiempo que llegara la sentencia gracias a otro gran gol de Skrtel con un remate de volea a la salida de un córner. Los de Jurgen Klopp confirman su escalada, mientras que el City más pobre pierde el liderato.